SOBRE NOSOTROS

Defensoría del Pueblo

Nuestra Misión.

Somos una institución del Estado Plurinacional al servicio del pueblo para la defensa, vigencia y promoción de los derechos humanos con énfasis con las poblaciones en situación de vulnerabilidad y sectores desfavorecidos.

Nuestra Visión.

Ser referentes y revolucionarios en la defensa y promoción de los derechos humanos transformando realidades.

¿Quiénes Somos?

La Defensoría del Pueblo es una institución creada en 1994 por mandato constitucional, cuya función es velar por la vigencia, promoción, difusión y cumplimiento de los derechos humanos, individuales y colectivos, que se establecen en la Constitución, las leyes y los instrumentos internacionales.

Asimismo tiene la responsabilidad de velar por la promoción de la defensa de los derechos de las naciones y pueblos indígena originario campesinos, de las comunidades urbanas e interculturales, y de las bolivianas y los bolivianos en el exterior.

¿Quién es el Defensor del Pueblo?

Nadia Alejandra Cruz Tarifa

Nadia Alejandra Cruz Tarifa, Defensora del Pueblo interina, designada por la Asamblea Legislativa Plurinacional, el 30 de enero de 2019.

Nuestros Principios.

  1. Accesibilidad
  2. Celeridad
  3. Gratuidad
  4. Interculturalidad
  5. Solidaridad y Servicio al Pueblo
  6. Oficiosidad
  7. Motivación de los Actos
  8. Confidencialidad y Reserva

Nuestros Valores

1. Justicia.

Tenemos como horizonte y práctica cotidiana el velar por el acceso a la justicia para todos, reconociendo la responsabilidad de la sociedad en todos sus niveles de forma integral para con ella, especialmente de las personas con derechos vulnerables.

2. Compromiso.

Nos comprometemos con la defensa, promoción y ejercicio de los Derechos Humanos de los bolivianos y las bolivianas, a los que consideramos la base, sustento y guía imprescindible para la construcción, vigencia y consolidación del Estado Plurinacional.

3. Transparencia Institucional.

Mantenemos nuestro accionar de forma profesional en el marco de las normas y leyes, como ejemplo de legalidad, dispuestos en todo momento a dar cuenta de nuestras actividades